7 beneficios de la subcontratación de profesionales

32
7 beneficios de la subcontratación de profesionales
7 beneficios de la subcontratación de profesionales

Si hasta hace algunos años resultaba prácticamente imposible que una empresa evaluara siquiera la posibilidad de subcontratar de manera temporal a profesionales de primer nivel, hoy esta corriente ya es un hecho en el país. Así, de acuerdo al estudio “Interim managers en Chile[1]” de Randstad, esta tendencia que comenzó de manera incipiente hace 20 años en Reino Unido, actualmente se ha posicionado en el territorio nacional, ya que 15% de los encuestados señaló que implementa esta metodología en su firma.


Del 28% que no la pondría en práctica, la mayoría considera que un perfil estratégico debe ser contratado de manera indefinida para que sea un real aporte, siendo medido en el largo plazo en la conducción de planes tácticos, con 50%.

Al respecto, Gonzalo Casanova, director de interim & grandes cuentas de Randstad, señala que si bien aún existe un número de firmas que no valida 100% esta tendencia, más empresas deberían abrirse a esta posibilidad, modificando su forma de pensar sobre este tipo de contratación y acerca de cómo atraer talentos que se ajusten a necesidades estacionales a lo largo de la “vida” de una organización.

Gonzalo Alberto Casanova Leiva,Director Randstad GGCC, RPO & INTERIM en Randstad Chile
Gonzalo Alberto Casanova Leiva,Director Randstad GGCC, RPO & INTERIM en Randstad Chile

“Ya no serán exclusivamente aquellos que buscan un puesto permanente, debido a que existe una gran proporción de profesionales altamente experimentados, que han ocupado posiciones estratégicas por años en una compañía y que ahora quieren ser un aporte en el desarrollo de proyectos, pero también dar dinamismo a su día a día, ampliar su red de contactos e incrementar su capital individual y valor de mercado, aspiraciones cada vez más comunes”, dice.

El directivo agrega que hay que tener claro que esto no significa un aumento del empleo informal, ya que son posiciones que se generan con un contrato de por medio, con la seguridad social respectiva y con rentas que pueden superar los 8 millones de pesos. “Y es que estamos dando la bienvenida a un nuevo tipo de empleado, aquel que puede manejar su jornada y conciliar trabajo-familia, demandas que hoy en día no están únicamente en la mente de los millennials”, enfatiza.