fbpx

Arley Méndez reveló detalles de su participación en Tokio 2020

Javier Dávila
4 Min de Lectura
Arley Méndez
Arley Méndez en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Arley Méndez era una de las grandes opciones de medalla para el Team Chile en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Sin embargo, el deportista no cumplió las expectativas y reveló las causas de su frustrado paso en la capital japonesa.

Me voy a retirar. Definitivo. Son muchas complicaciones y dolores. Ya no me siento a gusto. Voy a dedicarme a otras cosas y a salir adelante, pero pesas no voy a hacer más”, había mencionado a TVN una vez terminada su participación, donde no logró levantar los 160 kilos en la categoría arranque. En ese aspecto, el chileno-cubano ahondó en profundidad lo que dejó este anuncio, en donde sorprendió tanto a otros deportistas como a sus seguidores. “Los primeros días estuve muy nervioso. Sabía que no iba a hacer nada, pero quería ponerle todo. El día de la competencia puse la mejor cara y traté de demostrar que estaba bien, pero por dentro sentía inseguridad“, afirmó en conversación con La Tercera. Además, comentó que “cuando salí del arranque, no sé qué hice, pero sentí que algo se me rajó en la muñeca. Tuve que irme adentro a forrarme muy fuerte porque me dolía demasiado. Tenía el temor de que se me fuera el codo o se me partiera la muñeca. Sentía que era demasiado el dolor. No podía aguantar el peso“. “En el tercer intento caí con la cadera muy abajo. Le metí demasiado, el peso me desarmó en el balance y me fui para atrás. Dije: Coño, cagué“, aseguró Méndez.
Te puede Interesar:  Claudio Bravo y su emotiva despedida del Real Betis: "Agradecido, es un club mágico"

Los problemas previos a ir a Tokio

Me mandaron una carta diciendo que me quitaban la beca Proddar y que me sacaban del proceso de los JJ.OO. de Tokio 2020. Con lágrimas en los ojos miré a mi esposa y le dije: ¿Cómo esta gente me puede hacer eso?“, expuso el pesista. También, reveló la causa del porqué fumó marihuana. “Los entrenamientos me salían mal, forzados. Sabía que me estaba haciendo más daño y no sentía mejoría ninguna. ¿Cómo iba a levantar la barra, si cuando lo intentaba me daba un pinchazo en la pierna? Porque al no tener fuerza en las piernas, la espalda se te va. El día antes de competir me encabroné y dije: “Que se joda esta mierda”. Y listo, fumé marihuana“, complementó. Ante esa situación, Arley Mendez acotó que “fue por gusto. La marihuana te cambia la mente. Te pone más relajado. . Te cambia el switch. Pero el dolor no te lo quita nada“. Por último, el deportista de 27 años añadió que “siento el cuerpo oxidado. No he visto a un doctor y no pienso ver a uno tampoco. No quiero que alguien me vea y me diga que pueden recuperarme, porque es como darme esperanza. Me dio pena verme así“.]]>
Compartir esta Noticia