El increíble hallazgo del nuevo Nobel de Medicina

El científico entregó la clave para conocer a los parientes extintos de los humanos actuales.

Svante Pääbo hizo varios hallazgos sobre la evolución humana

El ganador del Premio Nobel de Medicina, es un revolucionario en su campo, pues logró un hallazgo casi imposible: pudo reconstruir el ADN de los primeros homínidos. Esta es la historia de cómo Svante Pääbo realizó la genialidad que le dio el Nobel este 2022.

El lunes recién pasado, la academia dio a conocer que le entregaba el nobel al científico de origen sueco porque “a través de su investigación pionera armó la secuencia genómica del neandertal, un pariente extinto de los humanos actuales”, reseñaron.

neandertal

Pero su descubrimiento se remonta a sus años de estudiante, pues en un primer momento quiso dedicarse a la egiptología. Después de dos años, el joven Svante dudaba que eso fuera lo suyo. Así que se decidió por cursar un doctorado en genética molecular.

“Empecé a darme cuenta de que teníamos todas estas tecnologías para clonar el ADN, pero nadie parecía haberlo aplicado a los restos arqueológicos, en particular a las momias egipcias”, dijo a la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos.

Sin proponérselo, de pasar a investigar a los mamuts y momias, Pääbo derivó al estudio del  neandertal.

¿De qué se trata la investigación que le dio el Nobel?

Así, en el Instituto Max Planck, Pääbo y su equipo de investigación mejoraron los métodos para aislar y analizar el ADN de restos óseos, sostuvo el Instituto Karolinska.

En el estudio de su vida, el científico tomó un fragmento de hueso de un dedo pequeño de neandertal de hace 40.000 años para revelar su ADN.

Por último, “encontró vínculos entre su genoma y el del humano moderno -lo que prueba que los homo sapiens tuvieron relaciones sexuales y descendencia con neandertales- y, a su vez, descubrió otra especie de homínidos que estuvieron asentados en Asia:los denisovanos”, indicó BBC.

Comenta en @DUPLOS.CL