fbpx

CIDH declaró admisible demanda de Rapa Nui para recuperar su autonomía

Frangge Madariaga
3 Min de Lectura
Rapa Nui

Rapa Nui ha marcado un precedente para el resto de los pueblos originarios luego de que presentara una demanda por su autonomía al Estado de Chile y esta fuera admitida. Así lo aseguró la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) cuando declaró admisible la demanda presentada en 2015 por el Consejo de Ancianos y Parlamento Rapa Nui.

Este recurso asegura la responsabilidad del Estado de Chile en la presunta violación al derecho de propiedad colectiva del pueblo y sus recursos, además de su derecho de autonomía. Es por esto que los isleños piden que se reconozca los terrenos ancestrales de la Isla de Pascua. El abogado Ciro Colombara -quien lleva esta acción judicial junto a su colega Carola Cotroneo y Aldo Díaz- señaló que: “Esta declaración de admisibilidad es concordante con la jurisprudencia uniforme y constante de la Corte Interamericana. En este sentido, los pueblos indígenas, no solo Rapa Nui, tienen la propiedad de su territorio y de sus recursos naturales“. En esta línea, la CIDH declaró que podrían corroborarse la violación a distintos artículos, tales como el derecho a la vida, libertad de conciencia y religión, derecho a la propiedad, entre otros.

Rapa Nui y su lucha de hace más de 125 años

En la actualidad, más del 70% del territorio pascuense esta bajo la propiedad del Estado de Chile, lo que le da el poder de manejar las tierras como este quiera. Según dijo Colombara, se busca que el Estado de Chile declare que “ha violado los derechos del pueblo Rapa Nui desde el Acuerdo de Voluntades de 1888. Además, se espera que “se establezca la propiedad colectiva del Pueblo rapanuí sobre su territorio y sobre sus recursos naturales” La declaración de admisibilidad significa que la Comisión concuerda con que los isleños tienen derecho de propiedad colectiva en sus tierras. Lo cual tiene suma relevancia, ya que marca un precedente para otros pueblos. Finalmente, el siguiente paso es que la Comisión entregue un informe final y así el caso pase a la Corte Interamericana de Derechos Humanos. De igual forma, el Estado de Chile tiene cuatro meses para presentar sus descargos ante la CIDH.]]>
Compartir esta Noticia