Última hora
MERCADO LABORAL

¿Cómo negociar con éxito un aumento de sueldo?

La inflación y las expectativas de crecimiento plantean un escenario desafiante para la economía del país. Eso también genera presión sobre el poder adquisitivo de las personas, pero ¿cómo lograr un incremento salarial en estos momentos?

Mercado laboral.
Escrito en ECONOMÍA el

Tras la recuperación sostenida del mercado laboral durante casi todo 2021, diversas señales indican que el escenario será desafiante para el mercado laboral en 2022. El impacto de la inflación y las bajas perspectivas de crecimiento sugieren una desaceleración de la economía, lo que a su vez afecta el poder adquisitivo de los trabajadores. Ante esta situación, ¿cómo negociar con éxito un aumento de sueldo?

Según el director general para Sudamérica de la empresa de reclutamiento especializado Robert Half, Fernando Mantovani, “el mercado laboral todavía se presenta dinámico y hay que mantenerse alerta ante una eventual desaceleración. Sin embargo, las negociaciones salariales pueden adquirir un protagonismo mayor a raíz de las cifras que se van conociendo”.

Fernando Mantovani

“Aunque la sensación de felicidad en el trabajo ha cambiado y responde a factores que van mucho más allá del dinero, todos tenemos necesidades materiales que también contribuyen a nuestro sentido de realización”, dijo Mantovani. Sin embargo, “es un tema sensible y ante una coyuntura económica como la actual, es necesario abordarlo con tino y sensatez”, agregó el ejecutivo, quien enumeró algunas estrategias que permiten negociar de forma exitosa un aumento de salario en estas condiciones.

 

Analizar la situación

Si buscas negociar un aumento salarial, es fundamental reunir información sobre la situación financiera de la empresa y ver cómo está el clima de la organización en este momento. Los vaivenes económicos generan coyunturas puntuales en las empresas, obligando a algunas a tomar medidas restrictivas mientras otras se ven beneficiadas y se expanden. Eso sin duda afecta al clima interno, provocando incertidumbre o confianza y es importante percibir todos esos factores para definir si se está ante un momento adecuado o no para iniciar conversaciones sobre un aumento de salario. Recuerda que solicitar un incremento de renta en un momento inadecuado aumenta las posibilidades de que este sea rechazado y puede generar también una impresión de desconexión con la realidad de la empresa.

Evalúa tus fortalezas

Una vez analizado el escenario, debes tener clara tu reputación y calificación en la organización, así como tu remuneración en relación con el mercado. Eso te permitirá evaluar si estás ganando una renta acorde a lo que están recibiendo profesionales con tu mismo nivel de experiencia y logros y definir hacia donde moverte.

Genera una instancia formal de conversación

Atendidos los dos puntos anteriores, lo recomendable es solicitar una reunión con tu jefe para exponer el tema de manera personal, aunque sea virtual. Eso permite evitar sorprenderlo en un momento inadecuado y prepararte para argumentar basándote en tus habilidades, desarrollo en la organización y logros obtenidos.

A partir de ese punto, la conversación puede tener varios escenarios. Es posible que no consigas de inmediato lo que deseas, que tu jefe proponga condiciones u ofrezca otro tipo de beneficios. Lo importante es no perder de vista el tono amigable y tener la posibilidad de pedir un tiempo para evaluar la propuesta que eventualmente recibas. Recuerda que, si recibes una negativa a tu solicitud, es mejor preguntar las razones y saber en qué momento se podría evaluar nuevamente la situación que amenazar diciendo tener, por ejemplo, una propuesta de la competencia u otro recurso similar.

Considera funciones que sean mejor remuneradas

Dentro de tu campo profesional y experiencia, pueden existir cargos a los cuales puedes apuntar, desarrollar tu carrera y recibir un salario mayor. En la misma negociación, se puede abrir alguna opción de optar a realizar nuevas tareas que te permitan alcanzar ese objetivo, aprovechando tu perfil, habilidades y experiencia. Y, caso tus demandas no sean atendidas, siempre será un derecho del trabajador evaluar la posibilidad de evaluar otras opciones que ofrezca el mercado.

Invierte en formación constante

La constante necesidad de mantenerse en actividad y recibiendo una remuneración acorde con el mercado también impulsa a no descuidar el desarrollo profesional. ¿Qué están pidiendo las empresas? ¿Qué nuevas habilidades puedo adquirir? ¿Cómo puedo mantenerme competitivo para el mercado? Esas son algunas de las preguntas que todo profesional debería hacerse para aprovechar las mejores oportunidades y asegurar el mejor nivel de renta y desarrollo para su carrera.