Última hora
FÚTBOL CHILENO

Cristián Mora, el exjugador de la U que hoy trabaja en el terminal Colo Colo de Redbus Urbano

El exdefensor estuvo gran parte de su carrera en Universidad de Chile. Luego hizo el curso de entrenador y en 2015 se integró a una de las empresas concesionarias del transporte público de Santiago.

Cristian Mora junto a un bus de la empresa Redbus Urbano.Foto: Daniel Campos
Escrito en ENTREVISTAS el

Cristián Mora se inició en el club Tomás Bata de Peñaflor y en 1986, a los 18 años, llegó a Universidad de Chile, equipo donde militó gran parte de su carrera como futbolista.

En la juvenil de la U, fue dirigido por Manuel Pellegrini, y en 1990 lo ascienden al primer equipo para jugar un partido amistoso ante el Saint Gallen de Suiza en el estadio Santa Laura, donde, finalmente, los estudiantiles ganaron 3-1.

Mora fue parte del equipo campeón en los años 1994 y 1995 bajo la dirección técnica de Jorge Socías. En dichos planteles tuvo la posibilidad de compartir camarín, en primera instancia, con Sergio Vargas, Raúl Aredes, Rogelio Delgado, Luis Abarca, Ronald Fuentes, Marcelo Salas, Luis Musrri, Esteban Valencia, Juan Carlos Ibáñez y Víctor Hugo Castañeda. Luego se sumó al cuadro el histórico Leonardo Rodríguez. 

Sus buenas actuaciones hicieron que Nelson Acosta lo convocara por primera vez a la selección chilena, que en julio de 1996 estaba preparando el partido ante Ecuador por las eliminatorias al Mundial de Francia 1998.

Luego con los azules volvió a ser bicampeón en 1999 y 2000 con César Vaccia como DT.

Del fútbol al Transantiago

El exdefensor, que se tituló como entrenador y tuvo la oportunidad de dirigir a las divisiones inferiores de la U y al ya desaparecido Unión Temuco, hoy trabaja como jefe de carrocería en el terminal Colo Colo de Quilicura de la empresa concesionaria del Transantiago, Redbus Urbano. El símbolo de Universidad de Chile accedió a conversar con Duplos.cl para hablar sobre su labor.

Tras dirigir a Iberia de Los Ángeles, en 2015 aceptó la oferta laboral ofrecida por el amigo de su padre, Jorge Miranda, quien es jefe de mantención en la compañía. Sin embargo, en un principio, dudó continuar otro camino distinto al fútbol.

"Yo quería seguir ligado a la disciplina y le pedí un tiempo por si me llamaba un equipo para ser entrenador, porque no hicimos mala campaña con Iberia. No me llamó nadie. Entonces decidí no exponer más a mi familia, y tomé la opción de venir a trabajar acá", recuerda.

Específicamente, el área donde trabaja se especializa en reparar buses que tienen desperfectos y sus turnos son de 9 horas de lunes a viernes. “Acá damos la garantía al pasajero que se está subiendo a un bus que está en perfectas condiciones”, confiesa.

Y no deja de llamar la atención el hecho de que su lugar de trabajo se llama "Colo Colo", el archirrival del equipo de sus amores Universidad de Chile. "Es parte del karma", aseveró el exjugador. 

Pese a que ejerce una actividad distinta a la que estudió, Mora está conforme con su actual labor porque es un puesto más estable, pero no descarta volver a ser entrenador.

“Si recibiera el llamado de un equipo, lo analizo. Creo que tengo mejores capacidades que los que están dirigiendo y no lo digo con envidia, pero me iría por la parte formativa de jugadores. Tengo capacidad de liderazgo”, reconoce.

Mora asevera que los exfutbolistas no van a tener problemas para encontrar trabajo debido a que son reconocidos, y añade que si uno de ellos sufre algún problema económico producto del desempleo, los excolegas son los primeros en apoyar. "Nosotros somos solidarios. Siempre está esa posibilidad de cooperar”, afirma.

Anécdotas en la U

El exdefensor aprovechó la instancia para recordar un momento tragicómico que vivió con Carabineros en medio de los festejos junto al plantel de Universidad de Chile por la obtención del Campeonato de 1994 en el estadio El Cobre de El Salvador.

"Estaba viendo que le están tirando agua a Los de Abajo y yo le dije a uno de los tipos que dejara de hacerlo. La persona me tiró el chorro en la cara y en ese momento llegó un carabinero que, al parecer, me confundió con alguien de la barra y me pegó con la luma. Me toqué la frente. Vi que tenía sangre en la mano. Le pegué un combo al carabinero y salí arrancando. Llegué al camarín todo ensangrentado", recuerda.

A su vez, reconoce que no tiene recuerdos de cómo fue la celebración ni del viaje en avión a Santiago. En términos pugilísticos, estaba nocaut. 

Al año siguiente, en 1995, levantó su segundo título como profesional en la última fecha del torneo ante Deportes Temuco, encuentro jugado en el Estadio Nacional.

De hecho, en ese partido, Mora fue uno de los protagonistas de aquella tarde, ya que le hicieron un penal cuando ingresaba al área por el sector izquierdo. La pena máxima fue ejecutada por Patricio Mardones, quien abrió el marcador. Luego Leonardo Rodríguez aumentó por la misma vía.

Comenta esta y otras noticias en @Duplos.cl