Miércoles, Enero 27, 2021

Gobierno y Senado enfrentados por el TPP-11: ¿Por qué no se quiere discutir el proyecto?

El Parlamento decidió no poner en tabla el proyecto “hasta que (Ejecutivo) clarifique todas las dudas que hay respecto a la iniciativa”.

La presidenta y el vicepresidente del Senado, Adriana Muñoz y Rabindranath Quinteros respectivamente, decidieron no poner en tabla el proyecto que busca ratificar la participación de Chile en el Tratado Integral y Progresista de Asociación Transpacífico (TPP-11).

La decisión se tomó pese a que el Gobierno ingresó la iniciativa con discusión inmediata y señalando que rechazarlo sería negar el legado de la Presidenta Michelle Bachelet.

“Llama la atención que el gobierno coloque discusión inmediata a un proyecto hoy no tiene urgencia”, sostuvo Quinteros, agregando que “notificaremos al Gobierno que no pondremos en discusión el proyecto hasta que clarifique todas las dudas que hay respecto a la iniciativa”.

Las críticas incluso van más allá, pues el senador Alejandro Navarro indicó que está reuniendo firmas para presentar el proyecto ante el Tribunal Constitucional.

“Son insólitas las prioridades del gobierno. Cuando existe hambre, angustia y pobreza en los hogares chilenos, pone discusión inmediata para legislar el TPP11, que representa más saqueo, más entreguismo y un cheque en blanco para hacer y deshacer con nuestros recursos. Mi voto en contra estará y será no y no”, fustigó.

“No podemos seguir perdiendo oportunidades”

Por contraparte, desde el Gobierno acusaron que se estaban haciendo una campaña en contra el proyecto basada en información falsa.

“La campaña que se ha iniciado contra este tratado mezcla elementos de tergiversación y de equivocación. Se dice que el tratado impide que un futuro gobierno quisiera expropiar una empresa extranjera, eso es totalmente falso, las facultades para expropiar empresas se mantienen completamente inalterables”, explicó el ministro de Relaciones Exteriores, Andrés Allamand.

Y continuó: “Se dice que impide la dictación de normas ambientales o de materia de seguridad social o laborales, es igualmente falso. Todas las facultades regulatorias se mantienen intactas”.

También afirmó que “algunos señalan que el tratado afectaría el dictar normas para obtener una rebaja en el precio de los medicamentos es igualmente falso. De hecho Nueva Zelanda, que integra el tratado, tiene un sistema con los medicamentos más bajos del mundo”.

Por último, enfatizó en que “la aprobación es algo necesario, muy importante, no podemos seguir perdiendo oportunidades para el país. Los argumentos que se han esgrimido en contra del tratado han sido desvirtuados en la discusión técnica, parece ser una suerte de objetivo político más que técnico”.


También te puede interesar:

NOTICIAS RECIENTES

DATO ÚTIL

TENDENCIAS