fbpx

Investidura de Biden será la ceremonia con más militares de la historia

25 mil efectivos de las fuerzas armadas estadounidenses participarán en el operativo de seguridad.

Un amplio perímetro ocupa todo el centro de Washington, incluido el Capitolio, la Casa Blanca y la explanada conocida como National Mall, y seguirá así hasta después de la investidura de Joe Biden este miércoles.

Al menos 10.000 militares reservistas de la Guardia Nacional están ya desplegados en la capital estadounidense, y se espera que esa cifra suba a 25.000 para la noche del martes, la víspera de la investidura.

Eso convertirá a la investidura de Biden en la que cuente con mayor despliegue de seguridad de la historia de Estados Unidos, y los 25.000 militares que se esperan en Washington serán el quíntuple del total de 5.000 soldados desplegados ahora en Irak y Afganistán juntos.

La que será directora de comunicación de la Casa Blanca de Biden, Kate Bedingfield, dijo este domingo que es importante que Biden jure su cargo al aire libre, frente al Capitolio, como dicta la tradición, para enviar al mundo un mensaje sobre “la resiliencia de la democracia estadounidense”.

“Pero estamos en un momento volátil, y estamos preparándonos. Mañana empezaremos a reunirnos con los líderes salientes de seguridad nacional y con fuerzas policiales para asegurar que nos preparamos para cualquier escenario que pueda ocurrir tras el mediodía del 20 de enero”, agregó.

Las autoridades de Washington DC arrestaron este fin de semana a una mujer que se hizo pasar por policía y a un segundo hombre armado cerca del Capitolio, después de haber detenido este viernes a otro, quien aseguró que se había perdido.

El diario The Washington Post informó este domingo de los dos nuevos arrestos en el centro de la capital estadounidense, convertido en una fortaleza blindada ante el riesgo de nuevos ataques armados en los días previos a la investidura el miércoles del presidente electo de EE.UU., Joe Biden.

Sin embargo, por ahora no se ha confirmado que ninguno de los tres detenidos tuviera una intención clara de provocar nuevos episodios de violencia en la capital o que fueran seguidores radicales del presidente saliente Donald Trump, como los que asaltaron el Capitolio el día 6.

El último hombre detenido, identificado como Guy Berry, llevaba una pistola Glock 22, tres cargadores de alta capacidad y 37 balas de munición no registrada, según la Policía de Washington, indica el Post. Berry paseaba la madrugada del domingo por la avenida Massachusetts, a menos de una milla (1,2 kilómetros) del Capitolio, con su pistola “claramente visible” en una cartuchera, de acuerdo con la Policía.


También te puede interesar

NOTICIAS RECIENTES

DATO ÚTIL

TENDENCIAS