Machi Linconao como constituyente: “No le tengo miedo a nadie, ténganlo claro”

"Digo lo que siento, lo que veo, lo que está mal. No le tengo miedo a nadie, yo doy mi cara", declaró la machi Linconao.

En entrevista con la periodista Mónica González, la machi Linconao se refirió a su detención, planteó sus ideas como constituyente, y declaró que no le tiene miedo a nadie ni a nada.

En un nuevo capítulo del programa Poder y Verdad de La Red, transmitieron una entrevista que González le realizó previamente a la machi. La entrevista se desarrolló en sus tierras, en Padre Las Casas, La Araucanía.

Comienzos como líder de la machi Linconao

Impulsada por sus padres pasó a ser machi a pesar de no querer serlo. Desde su entorno le explicaron que esa “condición es por ese don, por sueños, es un espíritu de machi que se va heredando”. Su rol, como cuidadora de la tierra y el agua, ahora sumará un nuevo distintivo: integrante de la Convención Constitucional.

Nacida el 18 de septiembre de 1956, Francisca del Carmen Linconao Huircapán (62) es una de las figuras más reconocidas en la convención. A la machi Linconao se le conoce en la esfera pública desde 2008. Ese año comenzó un litigio judicial con la Sociedad Palermo Limitada, debido a la tala ilegal de árboles y arbustos nativos en el cerro Rahue.

Cuatro años más tarde de ganar su caso judicial, volvió a los tribunales, pero esta vez como imputada. Fue acusada por la Fiscalía por el delito de tenencia ilegal de armas, en el caso de homicidio del matrimonio Luchsinger Mackay, asesinados en 2013, en La Araucanía.

Durante la transmisión del programa, Mónica comentó el episodio en que la machi Linconao estuvo en la cárcel de mujeres de Temuco. En la investigación, la acusaron de haber realizado un ritual con la pareja para luego asesinarlos.

Por esto, la machi relató cómo entraron carabineros a su hogar para la detención. Mónica González explicó que a la líder mapuche la acusaron de terrorismo y porte de armas. A lo que Linconao agregó:

“Llegaron 30 carabineros a allanarme. Después que se fueron, dijeron que habían encontrado una cuchilla en mi casa. Por eso, entraron dos carabineros de civiles por adelante y dos por atrás. Se encerraron y no dejaron pasar a mi hermana que quería fiscalizar la situación. Andaban los 3 con mochilas llenos de cosas. Ellos deben haber puesto el arma, una especie de fierrito”.

“Nosotros no ocupamos armas. Mi familia tampoco” 

“Me amarraron como a un delincuente, me torcieron el brazo. Usted sabe cómo son los carabineros. Querían destruirme, cortarme las alas”, siguió comentando la machi Francisca. 

¿Por qué querían cortarle las alas?, preguntó la periodista rápidamente. A lo que Linconao respondió: “Porque soy la primera machi que demandó a un rico latifundista, que tenía mucho dinero. Y después gané un juicio porque soy inocente. Yo no ocupo armas, mi familia tampoco“, declaró.

El año que estuvo en la cárcel comentó que fue muy malo. Duró 14 días en huelga de hambre, donde sólo ingirió líquidos. Un año después, la corte suprema ratificó que era inocente.

“A pesar de eso, salí con más fuerza y por eso estoy en esta candidatura”.

Constituyente sin miedos

Dos años después de salir de la cárcel, empezó a pensar en su candidatura. Así, con el 7,1% de las preferencias, se convirtió en la candidata más votada para ocupar los escaños reservados de los pueblos originarios.

“Creyeron que yo no sabía hablar, yo sé las leyes, todo. Sé todo a nivel internacional, soy una persona reconocida. Cuando salí electa muchos países me apoyaron”, comentó.

Además, comentó que su gente mapuche le había pedido que se postulara como candidata, ya que para ellos se posicionaba como una persona que podía cambiar la Constitución.

Siguiendo la extensa conversación, González le preguntó cuáles son sus objetivos como constituyente. En su programa, pide que “cualquier violación a los derechos humanos, cometida por agentes del Estado o amparados por él, debe ser castigada, sea dentro de la justicia chilena o a nivel internacional”

Uno tiene que pensar como machi y seguir luchando por lo que le está pasando a la nación mapuche. A mis abuelos le quitaron la tierra, necesitamos que el Estado devuelva la tierra ya que ellos permitieron que españoles le quitaran”, señaló.

“El Estado tiene una deuda histórica con Wallmapu”

Además, agregó que “el Estado debe devolver la tierra a los mapuches. El Estado tiene una deuda histórica con Wallmapu. El agua debe devolverse y que se respeten las hierbas medicinales. Además, la salud en el consultorio y en los hospitales, que no dejen esperando años para hacer un examen En el consultorio debe haber traductores de mapudungún para aquellos que no saben. En la Municipalidad también”.

En temas de educación, para la machi deben haber profesores mapuche, así los estudiantes pueden hablar su idioma.

La entrevista finalizó con Linconao dejando en claro que no pertenece a ideologías políticas. “No soy de ningún partido, soy machi, mapuche, no política. Digo lo que siento, lo que veo, lo que está mal. No le tengo miedo a nadie, yo doy mi cara. Que lo tengan claro. No miento y no invento y por esto en cualquier parte estoy con la frente en alto”, concluyó.

Revisa las reacciones de usuarios de redes sociales ante la entrevista:


 

Lo más leído

Lo más reciente