fbpx

José Luis Nazar: El empresario de las millonarias donaciones a la Teletón y su historia

Hace más de 30 años que vive en Estados Unidos, país en el que amasó una fortuna que le permite donar millonarias sumas en cada Teletón realizada en Chile.
Leonardo Zúñiga - Editor
2 Min de Lectura
José Luis Nazar en la Teletón

Son los chilenos, con pequeñas donaciones, los que año tras año (con algunas excepciones) logran recaudar la meta de la Teletón. Igualmente, en algunas ocasiones algunos empresarios han realizado importantes donaciones a la causa benéfica.

Uno de ellos es José Luis Nazar, quien en más de una ocasión, ha hecho noticia por entregar grandes sumas de dinero a la Teletón. La última vez fue en 2018, cuando entregó un millón de dólares, 670 millones de pesos a la época. Ya dos años antes, en 2016, también entregó otro millón de dólares. Sin embargo, su récord de donación lo hizo en 2008, cuando donó mil millones de pesos.

Empresario José Luis Nazar reaparece en la Teletón y dona 1 millón de  dólares
Empresario José Luis Nazar reaparece en la Teletón y dona 1 millón de dólares

La historia de José Luis Nazar

A los 25 años se fue de Chile tras cerrar un pequeño bazar que tenía en calle Mac Iver, en el centro de Santiago. La apuesta de José Luis Nazar fue irse a Los Angeles, Estados Unidos. Esa decisión la tomó en un convulsionado Chile de 1972.

Tras casi cuatro décadas en el país norteamericano, hoy día el chileno es un misterioso empresario que para cada Teletón realiza millonarias donaciones, con curiosas peticiones para concretar el monto.

Te puede Interesar:  Casino Online Chile: Tu Destino de Juego y Entretenimiento

Pero poder contar con tal cantidad de dinero no le fue facil. José Luis Nazar comenzó lavando platos y barriendo pisos. Acostumbrado a manejar su propio negocio, no se llevaba muy bien con sus jefes, por lo que fue cambiando seguidamente de trabajo.

Eso, hasta que le dio al clavo: cursos de inglés “puerta a puerta”. Ese fue el negocio que le abrió las puertas y le permitió cumplir su propio “sueño americano”.

Compartir esta Noticia