Denunciaron a Twitter por no pagar el alquiler de sus oficinas de San Francisco

    La compañía debe más de 130 mil dólares, según documentos judiciales presentados ante un Tribunal Estatal.

    Elon Musk
    Elon Musk en problemas con la Corona Británica

    Elon Musk llegó para quedarse con Twitter y continúa dando mucho que hablar. Pero lejos de estabilizarse la situación de la compañía, denunciaron a la red social por no pagar el alquiler de sus oficinas de San Francisco.

    Columbia Property Trust, propietario del edificio en el que Twitter tiene su sede central en San Francisco, ha demandado a la operadora de la red social por el impago del alquiler. La deuda ascendería a 136.260 dólares (unos 129.000 euros), según datos de Bloomberg.

    El logo de Twitter en las oficinas de la compañía en San Francisco

    Musk llegó a Twitter en Octubre de 2022, comprando la red social por 44.000 millones, y desde entonces, no solo dejó de ser el hombre más rico del mundo, sino que ha tomado numerosas decisiones polémicas. Entre ellas se encuentra la de recortar gastos a costa de no pagar la renta de sus oficinas.

    Además de escatimar en los alquileres, el magnate ha dado instrucciones a sus empleados para que no paguen a los proveedores, según recogía The New York Times.. La compañía también ha sido demandada por dejar a deber vuelos privados.

    Denunciaron a Twitter y Musk sigue en descenso

    Columbia Reit, propietario de las oficinas de Hartford Biulding, situado en el distrito financiero de San Francisco, advirtió el 16 de Diciembre a la compañía que tenía de plazo hasta el pasado 21 de diciembre para realizar el pago. Al finalizar el plazo no se saldó la deuda y la inmobiliaria presentó una denuncia ante el juzgado. El contrato entre ambas empresas se firmó en 2017 y tiene vigencia hasta 2024.

    Elon Musk compró Twitter por 44.000 millones de dólares.

    Ya se ha comenzado a reducir la plantilla en donde despidió a aproximadamente la mitad de los alrededor de 7.500 empleados que tenía.

    Pero no solo eso, Musk comenzó a vender parte de sus acciones de Tesla. Es así como hasta el momento ya se ha desprendido de 41,5 millones de títulos por 7.450 millones de dólares (7.065 millones de euros).

    El empresario quiere recuperar los 44.000 millones de dólares (41.700 millones de euros) que desembolsó por Twitter y que, según él mismo, está perdiendo cuatro millones de dólares (3,8 millones de euros) al día.

    Encontranos en @DUPLOS.CL