“No hice nada malo”: James Corden se defendió del incidente en un restaurante de Nueva York

    El presentador habló fuerte y claro sobre el episodio.

    James Corden cuenta su verdad sobre lo acontecido en el restaurante de New York.
    James Corden cuenta su verdad sobre lo acontecido en el restaurante de New York.

    Uno de los escándalos de la semana estuvo protagonizado por James Corden tras ser señalado como “un cliente tirano” en un restaurante de New York. Esta lamentable situación dejó al presentador en el ojo público, y si bien el dueño del lugar ha aclarado que Corden lo llamó y pidió disculpas, el incidente continúa generando polémicas.

    A principios de esta semana, Keith McNally, el dueño de “Balthazar”, famoso comedor ubicado en el popular barrio del SoHo, declaró que, en varias ocasiones, James maltrató a gerentes y camareros en sus últimas visitas al local. Según su versión, el presentador reclamó bebidas gratis tras supuestamente encontrar un pelo en una comida, y hasta amenazó con destruir la fama del sitio. Por este comportamiento, decidió prohibirle la entrada.

    James Corden se defendió de las críticas.
    James Corden se defendió de las críticas.

    Ni bien se difundieron estas fuertes declaraciones, McNally anunció que James Corden se puso en contacto con él por lo sucedido en el restaurante, y le pidió unas profundas disculpas por su conducta. El dueño del comedor levantó el veto al presentador y anunció que le daría una segunda oportunidad en “Balthazar”. Pero el drama no terminó aquí.

    James Corden rompió el silencio sobre los hechos en el restaurante

    Lejos de querer enterrar el conflicto, el animador dio una entrevista para “The New York Times”, donde declaró que todas las acusaciones en su contra en realidad no tenían sentido. “No he hecho nada malo, en ningún nivel. Entonces, ¿por qué cancelaría esto? Yo estaba allí. Lo entiendo. Me siento tan Zen acerca de todo el asunto. Porque creo que es muy tonto”, comenzó diciendo.

    James Corden en "The Late Late Show".
    James Corden en “The Late Late Show”.

    Corden, en un intento de minimizar el incidente, aseguró que la situación que pasó él no es aislada, sino que se vive constantemente en el sector gastronómico. “Sucede todos los días. Está sucediendo en 55 mil restaurantes mientras hablamos. Siempre se trata de huevos ¿Te imaginas ahora, si la criticamos en Twitter? ¿Sería eso justo? Este es mi punto. Es una locura”, respondió.

    Con respecto a los maltratos a camareros y gerentes, el animador manifestó que no estaba al tanto de eso. “Realmente no he leído nada. Es extraño. Es extraño cuando estabas allí. Creo que probablemente tendré que hablar de eso en el programa del lunes. Mi sentimiento, a menudo, es, nunca expliques, nunca te quejes. Pero probablemente tendré que hablar de eso. Se siente como una tontería de la que hablar”, se defendió.

    Para finalizar, James Corden desdramatizó la situación y dijo que su imagen no estaba afectada tras lo sucedido con el restaurante. “Te lo prometo, pregunta en este restaurante. Ellos no saben de esto. Tal vez el 15 por ciento de las personas. He estado aquí, he estado caminando por Nueva York, nadie se me ha acercado. Estamos tratando en dos mundos aquí”, cerró.

    ¿Le crees a James Corden? Comenta en @DUPLOS.CL